Back to Kansas City

Con un poco de suerte nadie se acuerda de este lugar y puedo volver a pasar por aquí, a inventar vidas y personajes, a quejarme, a mentirme, a estar a solas y a escapar del aburrimiento. Escapar en papel para conservar la salud mental. Y la paz.